El Servicio Meteorológico del Reino Unido informó que no se produjeron aumentos considerables de la temperatura global entre 1997 y 2012. La nueva información, recogida de más de 3.000 estaciones meteorológicas en el mar y en la tierra, muestra que en realidad se registra una pausa en el calentamiento global, mientras que en el período que va de 1980 a 1996 la temperatura global media ascendía.  Los datos fueron publicados sin mucho ruido y atención de los medios británicos. Sin embargo, sí ha desatado algunas polémicas entre la comunidad científica. Aunque la mayoría de los investigadores coincide en que tal pausa no significa que en general el clima no se ha calentando, las controversias no se se hicieron esperar. Unos dicen que 16 años es demasiado poco para denominar al fenómeno como una pausa. Mientras tanto, otros climatólogos subrayan que los datos señalan la falta de certeza y credibilidad de los modelos climáticos existentes (usados incluso por la ONU) que en su mayoría pronostican un incremento de la temperatura mundial debido a las emisiones de dióxido de carbono y otras actividades humanas. “Los modelos climáticos son muy complicados y son imperfectos e incompletos”, aseguró al Daily Mail la catedrática del Departamento de Ciencia de la Universidad de Tecnología de Georgia, EE.UU., Judith Curry.  La científica añadió que estos modelos informáticos son “profundamente imperfectos” debido a la variabilidad natural del clima. En otras palabras, el gran número de factores que influyen en los procesos climáticos y en el efecto invernadero hasta ahora no han sido estudiados por completo. La poca atención que tuvo esta información podría deberse a las ventajas de la lucha contra el calentamiento global a escala nacional y mundial. Es decir, se lanzan miles de proyectos para recortar las emisiones de gases de efecto invernadero y emplear recursos de energía renovables a precio de miles de millones de dólares. En caso de que sean alterados los pronósticos climáticos globales, los empresarios y Gobiernos que disponen de este dinero podrían sufrir pérdidas.

Fuente: Daily Mail

De acuerdo a un número creciente de científicos climáticos, sugieren que los modelos informáticos que por años han estado prediciendo una fatalidad inminente, como los utilizados por la Oficina Meteorológica y el Panel Intergubernamental de la ONU sobre el Cambio Climático, son erróneos, y que el clima es mucho más complejo que estos modelos afirman. “Cada vez es más evidente que nuestra atribución del calentamiento desde 1980 y las proyecciones futuras del cambio climático debe tener en cuenta la variabilidad interna natural como un factor de importancia fundamental.

El profesor Phil Jones, director de la Unidad de Investigación Climática de  the University of East Anglia, quien se encuentra en el centro de la ‘Climategate’ por el escándalo sobre correos electrónicos filtrados hace tres años, normalmente no espera llegar a un acuerdo con ella. Sin embargo, en puntos importantes, lo hizo. Al igual que la Prof. Curry, el Profesor Jones también admitió que los modelos climáticos eran imperfectos: ‘Nosotros no entendemos completamente cómo son las cosas de entrada como los cambios en los océanos, y porque no acabamos de entender tampoco si se podría decir que la variabilidad natural se encuentra trabajando para suprimir el calentamiento. No sabemos lo que está haciendo tal variabilidad natural”.

Fuente: Daily Mail