Desde ayer diversa fuentes señalan que el Cometa Ison, conocido como el “Cometa del Siglo”, ya puede ser observado a simple vista. El investigador de del IAA-CSIC, Pablo Santos, ha informado de un aumento de unas quince veces en la sublimación de ácido cianhídrico (HCN) en apenas 48 horas, y diversas fuentes apuntan también a un aumento de la sublimación de agua, todo lo que hace que el cometa sea ya prácticamente observable a simple vista sin instrumentos ópticos, siempre que sea un cielo con condiciones de visibilidad óptimas.

Comparación del cometa en sólo 24 horas. Crédito Charles Coburn, 14 de noviembre de 2013 desde Rescue, CA USA. Click para ampliar

Comparación del cometa en sólo 24 horas. Crédito Charles Coburn, 14 de noviembre de 2013 desde Rescue, CA USA. Click para ampliar

ISON muestra peculiaridades que lo convierten en un “interesante ejemplar”. Según las estimaciones de su órbita, se trata de un cometa que procede de la nube de Oort, una burbuja que rodea todo el Sistema Solar y que, se cree, está formada por los restos de la nebulosa que dio lugar al Sol y los planetas hace 4.600 millones de años. Presenta además otro interesante aliciente: prácticamente rozará el Sol (desde las perspectiva astronómica) el próximo 28 de noviembre.

ISON en imagen de Joel Short, ayer 14/11/2013 desde Valparaiso, IN, USA

Durante su perihelio, el cometa se hallará a solo 2,7 radios solares (1,8 millones de kilómetros) del Sol y alcanzará temperaturas de unos 5.000 grados. Esto, según el IAA, presenta “excitantes posibilidades”: puede que ISON sufra, debido al calor, un intenso período de actividad derivado no solo de la sublimación del hielo sino también de los silicatos o incluso metales, lo que liberaría gran cantidad de polvo y aumentaría considerablemente el brillo.

Imagen de Malcolm Park , ayer desde Bloomfield, Ontario

Pero también puede ocurrir que, debido a las fuerzas de marea o el calor producido por el Sol, el núcleo de ISON termine fragmentándose o vaporizándose, como ha ocurrido con más de 2.000 cometas incluidos en la categoría de sungrazer comets (cometas que rozan el Sol).

Foto de Richard Dynes ayer desde Vail, Az