Como ya sabemos, las imágenes satelitales de espectro visible, son las más utilizadas ya que podemos ver las nubes tal y cual como si las estuviéramos observando desde el espacio. Pero ya tenemos en conocimiento de su limitante: no captan ningún tipo de nubosidad sin la luz solar. Para ello se han dotado a los satélites de sensores infrarrojos capaces de captar las diferentes temperaturas de las nubes y la superficie de La Tierra, proporcionándonos lo que se conoce como las imágenes infrarrojas (IR):

En las imágenes anteriores, podemos observar la diferencia entre un espectro visible y la infrarroja, y por ende su utilidad para realizar observaciones de las zonas oscuras del planeta en un momento determinado (cuando es de noche). La Imagen IR se basa en un principio básico de la física que nos dice: “Todo cuerpo que se encuentre a una temperatura determinada emite una radiación electromagnética que depende de dicha temperatura de emisión. A esta temperatura se le denomina temperatura de brillo del cuerpo emisor”. El Sol emite una temperatura de brillo equivalente a los 6.000ºC. La Tierra emite, por término medio, como si tuviera una Tb del orden de 17 ºC a  20 ºC. Lo que quiere decir que una imagen IR representa un “mapa térmico” asociado a las superficies que han sido exploradas por el satélite y que poseen una temperatura de brillo que es la representada en dicha imagen. Algunos Servicios Meteorológicos a nivel mundial, suministran estas imágenes infrarrojas con un color de realce, para hacerlas mejores visibles, más llamativas y fáciles de interpretar con respecto a la escala de grises que proporciona la IR habitual (como la mostrada en ejemplos anteriores). Sin embargo, el principio sigue siendo el mismo, sea cual sea los colores que se empleen.

En esta imagen proporcionada por NASA George C. Marshall Space Flight Center Earth Science Branch he cambiado la escala a español y le he asignado un número, de manera que se pueda comparar los colores de dicha escala, con la nubosidad realzada sobre la imagen IR. El truco en la interpretación de éste tipo de imágenes satelitales está en observar esa escala de colores para saber a que temperatura se refiere. Ya sabemos que las nubes de mayor desarrollo o los topes que se ubican a mayor altitud, tendrán temperaturas más bajas o frías. Igualmente, los colores empleados por los diferentes servicios meteorológicos, pueden ser diversos, pero el principio básico es el mismo. Acá te muestro otro ejemplo:

Se muestra la escala de colores y además se identifica la altura estimada en relación a la temperatura captada por los sensores dispuestos en los satélites. En éste último caso, la nubosidad bajo el numero “1” corresponde a topes altos, es decir, nubes de gran desarrollo vertical (seguramente en esas áreas hay precipitaciones y tormentas). Con el número “2”, son nubes de mediano desarrollo y con el número “3” nubes más bajas, mayormente estratificadas. Regularmente los colores empleados en éstas imágenes para identificar las nubes de mayor desarrollo, son colores llamativos como el negro, morado, rojo intenso, vino tinto, entre otros.

Recuerda que estas imágenes, las puedes buscar a través de mi blog meteovargas.com; en el menú principal, sección de imágenes satelitales:

Cualquier consulta, gustosamente la estaré respondiendo siguiendo mi cuenta en instagram @meteovargas y usando la etiqueta #meteovargas. Busca la publicación relacionada a éste post y comenta tu duda.

Fuentes: NASA

Mi post anterior >> Captura satelital Geocolor: “Color verdadero e Infrarrojo”

Otros artículos importantes: