Ya hay quienes aseguraron que el hielo del Ártico desaparecerá en los próximos años por completo. Algunos dicen que en verano, otros ni mencionan la palabra verano…sólo interesa un buen título que cause sensación. El hielo marino del Ártico sólo alcanzó su punto más bajo desde que comenzaron las mediciones en la década de 1970, planteando la cuestión de cuándo desaparecerá para siempre durante verano dicho hielo marino. La respuesta aún no está clara, gracias a la compleja variabilidad del hielo marino de año en año. Pero los científicos dicen que el hielo ártico es un área donde sus modelos de ordenador parecen subestimar la tasa de fusión. “Disminución del hielo marino es un buen ejemplo de una de esas áreas donde las proyecciones son demasiado conservadoras, es decir, cuando la disminución observada es de décadas antes de lo previsto respecto a las proyecciones de los modelos”, dijo Michael Mann, un científico  climático de la Universidad Estatal de Pennsylvania, en un correo electrónico a LiveScience. El hielo marino llegó a su punto más bajo registrado el domingo 16 de septiembre, cubriendo sólo 1.320.000 millas cuadradas (3,41 millones de kilómetros cuadrados) de océano y soplando más allá del anterior registro en el 2007 de 1,61 millones de millas cuadradas (4,17 millones de kilómetros cuadrados), de acuerdo con National Snow and Ice Data Center (NSIDC). La extensión del hielo se mide por el área del océano que tiene por lo menos 15 por ciento de la cubierta de hielo. A diferencia de los icebergs, que se desprenden de los glaciares, el hielo marino se forma cuando el agua de mar se congela. La pérdida del hielo probablemente exacerbará el calentamiento global, ya que la capa de hielo refleja la luz del sol lejos de la Tierra, mientras que el mar abierto absorbe el calor del sol. 

Fuente: National Snow and Ice Data Center (NSIDC)

El hielo marino varía un poco cada año, dijo Walt Meier, un investigador científico del NSIDC. Así, los investigadores esperan ver una tendencia general a la baja en la capa de hielo, pero podría recuperarse algo el próximo año. “No se puede esperar que seguirá bajando directamente, por así decirlo”, dijo Meier durante una conferencia de prensa el jueves (Sept. 20). “Esperamos que haya más subidas y bajadas”. Las estimaciones más extremas del verano cuando el hielo del Ártico podría desaparecer indican un tiempo de cuatro o cinco años, pero Meier dijo que esas predicciones son “muy poco probables”. La mayor parte del hielo más septentrional del Ártico es viejo y grueso, dijo, y podría ser más resistente a derretirse. Si es así, la extensión del hielo de verano podría llegar a una meseta y no a desaparecer durante muchos años. “Mucha gente habla potencialmente que en los próximos 20 a 30 años el Ártico puede llegar a estar libre de hielo “, dijo Meier. “Eso es ciertamente muy plausible.” La pérdida de hielo hasta el momento ha sido espectacular. En 1980, el hielo marino del Ártico cubría alrededor de la misma área que los 48 estados de EE.UU., menos Oregon y Washington. En 2012, apenas cubre la mitad del país, con todo este del Mississippi derretido así como Oregon, Washington, Kansas, Nebraska y Dakota del Norte y del Sur.

Fuente: Live Science