Una ola de calor es un periodo prolongado, excesivamente cálido, que puede ser también excesivamente húmedo, aunque ello suele ser muy raro, ya que el propio calor atmosférico hace que el agua se evapore y se condense formando nubes, con lo que disminuye el calor atmosférico al ser en parte absorbido por esas nubes. Precisamente, la zona ecuatorial no presenta las temperaturas más cálidas del planeta por su mayor nubosidad, que mantiene la temperatura sin grandes extremos. El término depende de la temperatura considerada “normal” en la zona, así que una misma temperatura que en un clima cálido se considera normal puede considerarse una ola de calor en una zona con un clima más atemperado. De acuerdo a los autores Colacino y Conte, 1995, se entiende como una ola de calor a un período prolongado de temperaturas superiores a los normales (temperaturas promedios) en una zona geográfica concreta, la cual puede ser muy intensa de corta duración de (3 a 5 días) y larga duración (15 días).

En Venezuela se han presentado Olas de Calor. Pero no todo incremento de las temperaturas se debe a éste factor. Actualmente la declinación  solar comienza a ejercer su efecto sobre nuestro territorio, ya en concreto, sobre el Sur de Amazonas y continuará su ascenso de latitud progresivamente. Donde los rayos solares incidan perpendicularmente, el incremento de la temperatura ambiental será notorio. De tal manera que para saber si hay Ola de Calor, se debe hacer un estudio específico en comparación con los registros promedios. Tal es el caso del trabajo realizado por el Capitán Héctor Vásquez, pronosticador del Servicio de Meteorología de la Aviación, donde utilizó datos de la ciudad de Maracay. En tal estudio consiguió 12 Olas de Calor para dicha localidad, tal como se muestra en el siguiente gráfico:

Imagen1

Fuente: Cap. Héctor Vásquez

Se puede observar en la Figura N° 1, la presencia de las doce (12) olas de calor que han afectado históricamente la localidad de Maracay, destacándose la de los años 1983, 1998 y 2001. Se calculó el percentil 95 (35,8 °C) de la serie de temperaturas máximas diarias (1951-2010) de la estación de Base Sucre perteneciente al Servicio de Meteorología de la Aviación Militar Bolivariana, el cual representa el umbral para clasificar una ola de calor o días muy calurosos.

La ocurrencia de las temperaturas máximas diarias en la ciudad de Maracay corresponde entre las 13:40 HLV y 15:50 HLV, tal y como se muestra en el siguiente gráfico:

Imagen2

Fuente: Cap. Héctor Vásquez

Se demuestra a través de un proceso estadístico sencillo (cálculo del percentil 95 de una serie de temperaturas máximas diarias de sesenta (60) años 1951-2010), la posibilidad de ocurrencia de ola de calor sobre la localidad de Maracay. No obstante, según el análisis de los primeros ocho días del mes de marzo de 2013, se descarta una ola de calor en el presente. Sin embargo, debido a la ocurrencia de días muy calurosos y sensación térmica máxima de 39ºC que se están presentando sobre Maracay y otras localidades del país y así mismo se estima que las altas temperaturas van a seguir lo que resta de marzo y abril, se recomienda a la población en general evitar la exposición prolongada de los rayos solares en especial entre 13:30 HLV- 16:00 HLV y mantenerse constantemente hidratados. Éste cálculo es aplicable para cualquier ciudad de Venezuela.