Como muchos sabemos, existen listas rotativas y predeterminadas de nombres en orden alfabético, para los ciclones tropicales (a partir de tormentas). Los nombres masculinos y femeninos se alternan y las listas se utilizan cada seis años. Si un huracán es particularmente devastador o mortal, su nombre será retirado y el Comité de Huracanes de la Asociación Regional IV (RA) de la OMM seleccionará uno nuevo. De lo contrario, el nombre persistirá y se repetirá en el lapso indicado. Las listas de nombres de huracanes incluyen solo 21 letras de 26, porque no es fácil encontrar 6 nombres apropiados (para las 6 listas rotativas) que comiencen con Q, U, X, Y y Z. Estos nombres deben ser fácilmente reconocible. Además, deben reflejar un equilibrio entre los nombres franceses, españoles e ingleses debido a la cobertura geográfica de las tormentas en todo el Atlántico y el Caribe, y respetar las sensibilidades sociales, además que son nombres inalterables, no deben ser traducido a ningún otro idioma del originario, ni tampoco se acentúan. Acá las listas vigentes (tomando en cuenta que en la del año 2025 pudiera ser retirado algún nombre como Dorian, ya que el Comité de Huracanes no pudo reunirse este año por el Covid-19, a fin de analizar los nombres de la temporada 2019, que serían los mismos a emplear precisamente en 2025):

El nombre de un ciclón tropical podrá retirarse de la lista activa a solicitud de cualquier Estado miembro si ese ciclón tropical adquiere especial notoriedad debido a las víctimas humanas y los daños ocasionados. Es a través de la opinión consensuada de los miembros (o de la mayoría, si es necesario) durante la sesión del Comité de Huracanes de la Asociación Regional IV de la OMM inmediatamente después de esa temporada, que el nombre se eliminará de la lista activa. Esto lo recuerda hoy, la OMM (Organización Meteorológica Mundial) en su última publicación. Ahora bien, de agotarse los 21 nombres asignados para una temporada, se comenzará a emplear las letras del alfabeto griego. El uso de las letras de éste alfabeto (Alpha, Beta, Gamma, Delta, Epsilon, Zeta, Eta, Theta, etc.) solo ha ocurrido una vez antes en 2005, cuando se utilizaron seis nombres. En el 2020, estamos a solo un nombre de que eso vuelva a ocurrir (falta únicamente Wilfred):

Así mismo, la OMM señala que, la sesión anual del Comité de Huracanes en 2006 discutió el uso del alfabeto griego para nombrar los huracanes, y si un nombre del alfabeto griego debe retirarse como se hace para un nombre regular cuando cumple con los criterios de retiro. En ese entonces se consideró que no se esperaba que el uso del alfabeto griego fuera lo suficientemente frecuente como para justificar cualquier cambio en el procedimiento de denominación existente en el futuro previsible y, por lo tanto, decidió que el sistema de denominación no cambiaría y que se seguiría utilizando el alfabeto griego. A este respecto, el Comité también convino en que no era práctico “retirar a la historia de los huracanes” una letra en el alfabeto griego. Por lo tanto, decidió que si una tormenta significativa designada por una letra del alfabeto griego, ya sea en la cuenca del Atlántico o del Pacífico Norte oriental, se consideraba digna de ser “retirada”, se incluiría en la lista de nombres retirados con el año de ocurrencia y otros detalles, pero que la letra particular en el alfabeto griego seguiría estando disponible para su uso en el futuro.

Otros artículos importantes: